Blog de JoseMPelaez

Aprendimiento: aprender del entorno con atrevimiento

Campaña contra el liberalismo

Posted by josempelaez en Miércoles, 15 abril 2009

Los socialistas españoles están ya de campaña electoral. Como saben que la recesión económica será mayor y durará bastante, han decidido culpar al mercado libre. Ahora quieren convencernos de que nuestra crisis se deriva del colapso del mal regulado sector financiero anglosajón, como si nuestro modelo económico fuera semejante. Las medidas anunciadas no van a vencer la crisis.

punos-izquierda_rajoy

Pajín, Moraleda y Rajoy en la clausura del 40º Congreso confederal de UGT (© Uly Martín, El País 090405)

El candidato socialista español López Aguilar comenzó la precampaña televisiva de las elecciones europeas del 7-J en la Pascua Florida. Declaró que era el momento de la política para luchar contra una crisis económica global causada por el capitalismo salvaje porque no ha funcionado la exaltación del mercado que se autorregula y que desprecia lo público y al débil. Plantean una campaña ideológica.

Pajín, que ya ejerce de sustituta de Blanco en la Secretaría del PSOE, también atacó el modelo neoliberal el día de la comida de la mona de Pascua en su tierra. Los socialistas están mostrando ya una línea maestra de su nueva campaña electoral tras el acto de apertura del 7 de abril y las abundantes fotos de los ministros en festivos.

La precampaña la lanzó R. Zapatero cuando anunció su reconstruido Gobierno «fuerte, activo y con gran experiencia política» para imprimir un «cambio de ritmo». Si los nuevos eslóganes electorales van a partir de la crítica al neoliberalismo, ¡qué otro viraje después de asumir nuestra crisis tras cinco años gobernando! Ahora buscan asociar algunas ideas del PP con las causas de la crisis económica y colocar las suyas en la órbita de Obama.

Lo que sucede es que, hasta ahora, nos han metido por omisión en una tormenta que va a seguir zarandeando a los menos fuertes. Parecen decididos a adentrarse en ella a un ritmo más acelerado con las mismas medidas ineficaces para atacar las causas. No creo que vayan a cambiar su rumbo, aunque hablen de reformas para mejorar nuestra competitividad internacional, que aún no han concretado.

¿Cómo vamos a «lograr un modelo de crecimiento económico más sólido y más fuerte» que reduzca nuestro déficit exterior y cambie nuestras dependencias? Deben de hablar mucho de ello con los de UGT pero ¿saben realmente cuáles son factibles, cómo se construyen y cuánto se tarda?

atardecer-construccion

Gruas de construcción al atardecer (cc ramon_perez_terrassa, Flickr 080118)

¿Qué nos comprarán los chinos, estadounidenses o alemanes cuando mejoren su ritmo de crecimiento? ¿Cuánta tecnología constructiva, aeronáutica, biomédica o energética vamos a exportar? ¿Venderemos mucho más jamón ibérico o aceite de oliva a otras culturas alimenticias? ¿Cuánto durarán las ayudas para coches fabricados aquí por empresas que deciden allá y deben seguir reduciendo costes?

Hace dos años que no supieron ver los primeros síntomas del atardecer español en las viviendas y el consumo. ¿Hasta dónde pensaban que el calor solar permitiría ascender la burbuja inmobiliaria que les hizo acariciar la champions league de las economías? ¿Es que esas promociones no eran privadas, ni capitalistas ni autóctonas?

¿Por qué quieren confundirnos proclamando que nuestra crisis es básicamente financiera? ¿Es que nuestros parados e intervenciones en bancos son comparables a las europeas y americanas? ¿Es que la regulación española no ha protegido bastante bien nuestras entidades de las titulizaciones y propuestas de los hedge funds? Distinto es que sufran la caída del valor de sus activos y el ascenso de la morosidad al descender la burbuja, aunque traten de taparse con los “avelos” gubernamentales.

Negaron obtusamente la crisis antes de las elecciones de marzo de 2008, aunque prometieron devolver 400 euros para estimular la economía en tiempos de incertidumbre. Atacaron a los que pensaban que habría una crisis profunda porque querían transmitir confianza, ilusión y esperanza a los ciudadanos que no reforman ni se comen.

El anterior nuevo gobierno siguió intentando difundir optimismo hasta que el cielo cayó sobre sus cabezas. El afloramiento del riesgo encubierto en los “activos tóxicos” y la desconfianza interbancaria secaron el crédito internacional del que vivían muchos españoles. También derrumbaron las cotizaciones bursátiles y los valores de otros bienes inmuebles y muebles desvaneciendo el sentimiento de riqueza.

Como era obligado, se sumaron al sostenimiento internacional del sistema financiero. También repitieron que habían aprobado “ochenta medidas concretas”. Lo que recuerdo es que: iban a mantener las ayudas sociales y aumentar la protección a los desempleados, iban a impulsar el diálogo social y a financiar muchas pequeñas obras municipales durante nueve meses. Siguen anunciando lo mismo.

También iban a ofrecer liquidez a las empresas o autónomos mediante créditos ICO, pero silenciaron que el riesgo debía asumirlo una banca comercial afectada por los impagos. La realidad es que la administración pública aumenta su deuda y sus plazos de pago. Si trabajara mejor resolveríamos algo, me parece a mí.

Entradas de este cuaderno con alguna relación: La política de gastos y gestos, La política del cambio de ritmo, Creatividad y crecimiento económico.

Suscribirse a las entradas de este cuaderno mediante un lector.

Una respuesta to “Campaña contra el liberalismo”

  1. […] Campaña contra el liberalismo […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: